Estado de la Cuestión de Castilla y León Durante la II República por Galo Hernández Sánchez - muestra HTML

TOME EN CUENTA: Esta es una vista previa en HTML y algunos elementos como enlaces o números de página pueden ser incorrectos.
Para la versión completa, descargue el libro en PDF, ePub, Kindle
Estado de la cuestión de Castilla y León durante la II República Galo Hernández Sánchez

ESTADO DE LA CUESTION SOBRE LA SITUACION DE CATILLA Y LEON A LO

LARGO DEL PERIODO REPUBLICANO , EN PARTICULAR DURANTE EL

BIENIO AZAÑISTA 1931-1933.

El conocimiento histórico sobre la realidad castellano - leonesa de este época se está afrontando en la actualidad . La aprobación del Estatuto de Autonomía de Castilla y León y la existencia de la Junta de Castilla y León , como ente de gobierno de la región; ha supuesto el primer esfuerzo y acercamiento serio y en profundidad que se ha hecho para ir conociendo la realidad de esta región. En este esfuerzo , profesores y catedráticos de las universidades castellanoleonesas , han ido sacando a la luz distintos trabajos e investigaciones que van en la línea de acercarnos cada vez más , de una manera más certera y objetiva , a la realidad histórica propia de Castila - León . La Junta de Castilla y León , a través de sus ayudas económicas y de todo tipo por medio de la Consejería de Educación y Cultura , apoya proyectos tan importantes como la publicación de la Historia de Castilla y León a través de editorial Ambito , y muchos proyectos más como el apoyo a la celebración de Congresos sobre la historia castellanoleonesa , de instituciones como las Cortes , y la posterior publicación de las actas . El camino está iniciado , hace falta que jóvenes historiadores apoyados por profesores universitarios que conocen la realidad castellano - leonesa , investiguen nuevas facetas , nuevas realidades , para conocer cada vez más esa realidad histórica que supone Castilla - León . De esta forma , se pueden ir eliminando tópicos y mal entendidos , proyectando la labor del historiador hacia ámbitos sociales que estimulen un desarrollo racional de la región castellanoleonesa para que llegue a dar ese grado de bienestar que sus ciudadanos se merecen .

A la hora de enfrentarnos a una realidad tan compleja como el caso castellano-leonés , es preciso , en primer lugar , delimitar el espacio geográfico sobre el cúal vamos a desplegar nuestra acción investigadora de trabajo . Por razones prácticas y obvias , me circunscribo al espacio actual de las nueve provincias que forman la actual Comunidad Autónoma de Castilla y León , es decir: Avila , Burgos , León , Palencia , Salamanca , Segovia , Soria , Valladolid y Zamora . Dejando fuera de este conjunto a las otras dos provincias que tradicionalmente formaban parte de Castilla la Vieja , es decir , Cantabria o La Montaña , Logroño o Rioja .

Estas dos provincias , a pesar de antiguos vínculos en común , tienen sus características específicas propias que las alejan en cierto modo de la unidad geográfica , a pesar de las disparidades internas , de las nueve provincias castellano - leonesas . De esta manera sigo las directrices de un gran conocedor de la realidad Castellanoleonesa como es el profesor Celso Almuiña , cuando expresa que con las nueve provincias se busca estructurar una región que 1

Estado de la cuestión de Castilla y León durante la II República Galo Hernández Sánchez

sea funcional y con viabilidad cara al futuro siguiendo las directrices propias de sentimiento e interés común 1 .

Debemos partir de una revisión de los estudios sobre la realidad castellano-leonesa anteriores a la aprobación del Estatuto de Autonomía . El tema de Castilla empieza a aparecer con asiduidad a partir de su descubrimiento por la generación literaria del 1898 . Los escritores del 98 prestan una gran atención a los valores que constituyen la esencia de España

, aunque predominen las actitudes contemplativas y subjetivas . Tienen conciencia sobre la situación de patetismo nacional y sienten una intensa preocupación por España . Rechazan el sistema de la restauración , denuncian el espíritu de la juventud y se adhieren a una España eterna y espontánea . Las tierras de España son recorridas y descritas con amor y dolor , siempre con una mirada crítica . Se encuentran con la pobreza y el atraso del país . Exaltan de manera lírica los pueblos y el paisaje . Esta postura se condensa en el interés por CASTILLA .

Este grupo de escritores , de importancia mayúscula en la historia de la Literatura Española , tiene una concepción CASTELLANO - CENTRICA del país . Consiguen crear una nueva sensibilidad estética en la valoración de las tierras castellanas . Para ellos , las tierras castellanas son tierras austeras , recias , trascendentes ; es una estética de la pobreza. Este interés literario por Castilla se verá reflejado por toda la literatura española del primer tercio del siglo XX ; lo cúal nos dará una visión de Castilla pensando siempre en los inmortales versos de Don Antonio Machado , visión eterna y pesimista .

Desde el punto de vista histórico hay que destacar las obras de Julio Senador , que como una isla en la inmensidad del Océano , denuncia las causas de la crisis y decadencia de Castilla . Tiene un espíritu crítico tan certero que es de las pocas excepciones que denuncian el sistema arancelario para la economía triguera castellana como causa de su marasmo y estancamiento ; y también , claro está , de los aranceles proteccionistas sobre la industria española , catalana en particular que impiden un desarrollo en toda la regla del país . Por lo general , durante este primer tercio de siglo , los intereses castellanos se encuentran si no identificados con los nacionales , si por lo menos englobados dentro de ellos haciendo muy difícil encontrar un análisis específico sobre la realidad y los problemas castellano - leoneses .

Los jóvenes estudiantes debemos buscar esa realidad específicamente castellanoleonesa a partir de la prensa de la Región , que es en gran medida portavoz de los intereses regionales .

Durante la época franquista , dada la identificación total de la región con el régimen franquista , no se desliga la realidad regional del régimen . Eso sí , Castilla sirve de adalid ideológico para esa visión de la España Imperial de los Reyes Católicos o Carlos V , como 1 C. ALMUIÑA FERNANDEZ . El regionalismo castellano - leonés : orígenes y primeras reivindicaciones político - económicas (1859 - 1923) , en El pasado histórico de Castilla y León . Volumen 3 , Contemporánea . I Congreso de Historia de Castilla y León . Burgos 1983 . Junta de Castilla y León . p. 343 y ss.

2

Estado de la cuestión de Castilla y León durante la II República Galo Hernández Sánchez

baluarte católico , imperial , de grandeza y constructor de esa labor sin precedente como fue la conquista y evangelización del territorio americano .

Como he dicho al principio , será la democracia a partir de 1975 , con sus aires renovadores y modernizadores , los que hacen posible un régimen político que da cauce legal a los impulsos específicos de las distintas regiones o nacionalidades españolas . Este nuevo clima es el que permite analizar la realidad castellanoleonesa como integrante de la realidad española, pero también con sus aspectos propios de distinción y especificidad . Las obras básicas para acercarnos al tema Castellanoleonés puede empezar por la consulta a la Historia de Castilla y León de editorial Ambito , las Actas de los Congresos sobre El pasado Histórico de Castilla y León y la Historia de las Cortes de Castilla y León, aparte de nuevos trabajos y tesis doctorales que están realizándose o que han aparecido estos años sobre la realidad de Castilla y León en la época contemporánea .