Madness, un Viaje Hacia la locura por Anónymo, ARP ippopy - muestra HTML

TOME EN CUENTA: Esta es una vista previa en HTML y algunos elementos como enlaces o números de página pueden ser incorrectos.
Para la versión completa, descargue el libro en PDF, ePub, Kindle
index-1_1.jpg

Madness

Autor anonymo

Dedicado a todas las personas que lean esta primera subida de mi libro.

Indice:

Capitulo 1……………………………………………………………………. pag. 8

Capitulo 2……………………………………………………………………. pag 11

Capitulo 3……………………………………………………………………. .pag 16

Capitulo 4……………………………………………………………………. .pag 21

Capitulo 5……………………………………………………………………. .pag 25

MADNESS

UN VIAJE HACIA LA LOCURA

Capitulo 1.

Danny Claus o también conocido como paciente 245 en el hospital mental del cual se ha escapado. Pero estamos adelantando hechos, así que contemos la historia desde el principio, desde que Danny no era un enfermo mental y eso esta situado en el año 1999.

Danny era una persona normal, con una casa a la que le quedan 14 años de hipoteca, casado, con un hijo pequeño de 6

años, y por razones económicas, en el paro. Sacaba e dinero de donde podía, se lo dejaba su madre, se lo pedía a un amigo, o salía a mendigar por las calles de valencia. Pero todo eso cambio en el año 2000, cuando, mientras paseaba por la calle vio un cartel que decía:

Necesitamos personas dispuestas

a probar medicamentos contra el

cáncer por 500.000 euros.

Ese cartel fue para Danny como ver las puertas del cielo abriéndose de par en par. Lo consultó con su mujer esa posibilidad de ganar tanto dinero, ya que ese dinero podría ayudarles a tapar agujeros que ya deberían estar tapados. La mujer dudó, porque realmente necesitaban el dinero, pero esos experimentos son muy peligrosos y podría costarle la vida a su marido.

Pero finalmente acepto y al día siguiente el marido se dirigió al hospital donde se hacían las pruebas, era un hospital nuevo, limpio y todos los enfermeros trabajaban todo lo rápido que podían y eso le dio a Danny seguridad. El doctor que le atendió era el Dr. Ruiz, una persona de avanzada edad, le costaba andar sin su bastón, y para su edad tenia el pulso muy firme. El doctor le entrego un botecito con unas pastillas de color rosa, decía que se las tenía que tomar tres veces al día y cada semana volver al hospital para comprobar como iban, también le advirtió de los efectos secundarios: vómitos, dolores de cabeza, perdida de la vista, mareos y perdidas del pelo.

Al escuchar eso, Danny dudó en seguir con las pruebas, pero recordó que lo hacia por el dinero y si no lo acepaba podrían quitarle la casa y vivir en casa de su madre toda la vida.

Danny se tomó la primera pastilla en el hospital y se fue a casa y no tardó en encontrar el primer efecto secundario, se pasó la primera noche en el váter con la cabeza apoyada al retrete vomitando.

Al día siguiente, por la mañana se tomo su segunda pastilla, al medio día la tercera y por la noche la cuarta, así asta acabar la semana. Se dirigió al hospital para comprobar como iban las pastillas. A Danny le faltaba casi todo el pelo, le costaba hablar, estaba blanco y su ropa apestaba a vómitos. El doctor le dijo que aguantara otra semana y si seguía igual se las retiraría.

Danny siguió tomándose las pastillas pero no tardo en perder la cabeza y a los pocos días entro en coma, un coma que decían los doctores que era irreversible, la mujer cobro el cheque de 500.000 pero perdió a su querido marido, o eso pensaba, a los tres meses de coma, Danny empezó a moverse y a dar buenas señales, el Dr. Ruiz se sorprendió al ver la repentina recuperación de Danny. Cuando Danny despertó, el doctor le hizo varias pruebas para comprobar si las pastillas habían tenido algo que ver, y así era, las pastillas hicieron que Danny despertara de aquel coma pero por desgracia Danny no recordaba nada, no recordaba ni quien era su esposa, así que se lo llevaron a su casa para ver si así podría recordar alguna cosa.

Danny se había vuelto completamente loco, ya que pensaba que su mujer era una intrusa que había entrado en su casa para robar y matarle así que un día, mientras la mujer dormía, Danny cogió un cuchillo de la cocina y la mato. Cuando la policía recibió una queja del mal olor que provenía de la casa de Danny, entraros y descubrieron a la mujer muerta en la cama y metieron a Danny en el hospital mental. Era el paciente numero 245.

Capitulo 2.

A Danny le pusieron en una celda especial, alejado de todos los demás enfermos, porque pensaban que era una amenaza para los demás, le duchaban con agua fría en las duchas cuando todos habían acabado y no podía ir al comedor a comer, le llevaban la comida a su celda, y en la comida le metían pastillas para dejarle vegetal, no recordaba ni su nombre, arañaba las paredes escribiendo voy a por ti DR. Esa frase llego a escribirla en toda la pared de su celda, asta que perdió todas sus uñas, pero el no sentía dolor, no sentía nada estaba loco, y con las pastillas le dejaban peor.

Por las noches gritaba y despertaba a los demás enfermos y eso les alteraba y los guardias entraban en su celda y le pegaban asta que se callaba.

A las dos semanas que llevaba Danny en el aquel hospital los guardias abrieron la su celda, le cogieron y le llevaron a otra celda, una celda normal, que tenia que compartir con otra persona.

Cuando llego a la celda vio a su compañero de celda, era bajito, musculoso, con muchas cicatrices en la cara y el torso, tenia una mirada asesina, y ningún guardia se atrevía a tocarle después de arrancarle un brazo al ultimo que le dio la comida, pensaban que si metían a Danny con ese individuo se callaría por las noches. Danny le pregunto su nombre, se llamaba Toni y le prometió a Danny que ningún otro guardia le tocaría.

Danny se sentía seguro al lado de Toni asta que le propuso fugarse.

Nadie había conseguido fugarse de ese lugar, pero Danny sintió que Toni lo decía en serio, le dio un papel con todas las cosas que necesitaban para fugarse:

Un cuchillo

Oscuridad

Un martillo

Cuando Danny leyó la lista no se quedo confiado, pero seguía queriendo hacerlo. Toni le dijo que le esperara a las diez en la celda. Y eso hizo, a las diez Toni llegó le abrió la celda y los dos salieron, todas las luces estaban encendidas así que para poder salir de allí deberían apagarlas, silenciosamente llegaron a los fusibles de todo el hospital y los apagaron todos, el hospital estaba completamente a oscuras. Se dirigieron a la cocina donde cogieron un par de cuchillos y el partillo. Ya lo tenían todo, pero les faltaba algo para completar la huida, lo más importante LA DISTRACCION. Se dirigieron al lugar donde controlan todas las puertas de todas las celdas, mataron al de seguridad y abrieron todas las puertas. Todos los presos salieron y atacaban a los médicos y a los de seguridad. Danny y Toni robaron un par de trajes de doctor y salieron corriendo.

Entraron en el ascensor y mientras bajaban, veían como los médicos eran brutalmente asesinados por aquellos presos, era lo más duro que una persona puede haber visto en toda su vida.

Llegaron al salón principal donde había un preso suelto, tenia la camiseta manchada de sangre, era muy grande, y parecía peligroso, así que intentaron pasar sin ser vistos, pero las luces se encendieron y no tuvieron otro remedio que correr hacia una ventana, romperla con el martillo y saltar.

Ya casi estaban fuera, simplemente había que esconderse en el camión de la basura que tenían delante. Por megafonía se escuchaba: Se han escapado los presos 245 y 561, repito, se han escapado los presos 245 y 561, cierren todas las puertas de salida. En aquel momento Toni empujó Danny al camión de la basura mientras él se quedaba quieto, viendo como todos los guardias iban a por él asta que se perdió entre una multitud de guardias aporreándole. El camión de la Basura avanzaba mientras Danny veía la brutal paliza que le estaban dando a Toni, ya no podía hacer nada por el ya que el camión se había ido del hospital y se dirigía al vertedero, Danny pensó que esa seria la ultima vez que vería a Toni.

Danny se acomodó entre las bolsas de basura y se durmió.

Cuando despertó, ya estaba en el vertedero, pero no estaba entre la basura, sino en una cama, y estaba atado.

Una persona abrió la puerta, tenía un maletín, lo puso encima de la mesa y lo abrió, sacó un cuchillo, unos alicates, un rollo de hilo y una aguja. Cogió el cuchillo y le abrió el estomago, Danny gritaba de dolor, un dolor indescriptible y vio con sus propios ojos como le sacaba un riñón. Luego, le cosió el estomago y cogió los alicates y le saco dos muelas, acto seguido, mete el riñón el una bolsita y los dientes en otra y lo guarda todo en el maletín, Danny ya casi estaba desmallado pero vio que antes de que el señor habrá la puerta, entra otra persona, tenia la cara tapada por una mascarilla, gafas de sol y una gorra de baseball, el hombre del maletín le dio una gran cantidad de dinero al de la gorra, pero antes de salir de la habitación el señor de la gorra saca una navaja de su bolsillo y apuñalo al hombre del maletín, liberó a Danny y se quitó la todo lo que tenia en la cara y salió a la luz su identidad, era igual que el hombre del maletín, idéntico. Danny le pregunto quien era, aquel hombre sonrió, le dijo que le siguiera.

Llegaron a una biblioteca abandonada, Danny insistió preguntando quien era, esta vez el hombre le dijo:

-Soy Alex, el hombre que te estaba quitando los riñones era mi hermano gemelo, trabaja para una mafia del mercado negro, quería un riñón y pagaría lo que fuera y te encontré a ti en el camión.

-¿Y por qué lo mataste?

-Jajajajajajaja… porque me debía dinero.

-¿Y porque me has salvado la vida?

-Porque se quien eres, eres el preso numero 245, el que se escapo de el hospital mental con el numero 561.

-¿Cómo sabes que soy ese preso?

-Lo pone en tu uniforme.

-¿Y por qué estamos en esta biblioteca?

-Porque quiero enseñarte una cosa.

Llegaron a una habitación llena de estanterías, todas vacías, todos menos una, al fondo de la habitación había un libro, lo abrió y Alex le enseñó una página a Danny, salía Toni y Danny dijo:

-¿Lo conoces?

-Si, es un viejo amigo.

-¿Por qué esta en este libro?

-Fue uno de los hombres mas buscados de todos los tiempos, es el único que te puede ayudar.

-¿Ayudarme a que?

-Ahora mismo, tú eres el hombre mas buscado, ve a esta dirección y lo encontraras.

-¿Sigue vivo?

-El cabrón siempre se salva.

Danny cogió la dirección que le había dado Alex y fue a buscar a Toni.

Capitulo 3.

Cuando Alex vio que Danny se alejaba se dirigió a su casa.

Cuando llegó su hermano estaba en la ducha lavándose la sangre falsa. Todo había sido un montaje para que Danny se dirigiera a casa de Toni. Alex cogió el maletín donde estaba el órgano y las muelas y las llevó al mercado negro donde los cambio por tres matones profesionales. Alex les dijo a los matones:

-Tenéis que seguir a este hombre. Y cuando llegue a casa de Toni los cogéis y podre cobrar la recompensa de 200.000 que dan por estos dos hombres vivos.

-¿Y por qué no los podemos traer muertos?

-Porque solo dan la recompensa si los dos hombres están muertos.

Los tres matones siguieron a Danny asta un bar de motoristas, Danny entro en aquel bar, algo en aquel bar le resultaba familiar. Dentro del bar estaba todo lleno de motoristas sedientes de sangre y una bailarina de estriptis vestida con un traje muy ajustado de cuero, todos los motoristas la estaban viendo y babeando. Danny se acercó al camarero y le dio un botellazo en la cabeza asta dejarlo inconsciente, los motoristas estaban tan ocupados viendo a la bailarina que no se dieron cuenta de lo que estaba haciendo Danny. Danny se acercó a la barra y abrió un cajón, cogió una fotografía, era de su hijo. Cuando Danny mató a su mujer, dieron a su hijo en adopción y lo adoptó una familia que no podía tener hijos, el hombre de la barra era su padre adoptivo y la bailarina su madre, pero claro esta, Danny no lo sabia, así que cogió la escopeta que había encima del espejo de la barra del bar y le pego un tiro a la bailarina, la música ceso y los motoristas se fijaron en Danny, sacaron una pistola cada motorista y apuntaron a Danny. Los tres matones no podían permitir que Danny muriera porque se quedarían sin recompensa así que tiraron una granada de gas y sacaron a Danny de ese bar.

Cerraron las puertas para que ningún motorista pudiera salir pero Danny vio a su hijo en la ventana de arriba del bar, así que volvió a entrar en aquel bar para coger a su hijo. Paso por los motoristas sin ser visto gracias al gas, pero al llegar a la habitación donde estaba su hijo un motorista disparo y desgraciadamente le dio a su hijo, Danny se giro y le pego un tiro entre ceja y ceja.

Al ver a su hijo muerto en el suelo, decidió quemar el bar.

Bajó, cogió barias botellas de wisky, las roció por el bar y con una cerilla le pegó fuego.

Danny se fijó en los tres matones, pensó que lo estaban persiguiendo, llamó a un taxi y le pidió al taxista que le llevara a la dirección que le había dado Alex.

Cuando Danny se bajó de taxi y vio la casa de Toni se dio cuenta de que la casa de Toni era idéntica a la casa de Danny, era exactamente igual. Antes de llamar al timbre miró hacia atrás para comprobar que nadie le seguía y vio a los tres matones escondidos detrás de un árbol, hizo como si no se hubiera dado cuenta y llamó al timbre. La puerta de aquella casa se abrió sola, Danny entró asustado, vio que tenia los mismos muebles que él pero la casa no era idéntica, las paredes estaban quemadas y algunos muebles también, de repente Danny notó un aliento frio en la anuca, pensaba que eran los matones y se giro lo mas rápido que pudo, no había nadie, escucho un puerta habiéndose del piso de arriba y pensó que era Toni, al subir el tercer escalón de la escalera, una pelota de playa empezó a caer por la escalera. La casa cada vez estaba más oscura y cuando pensó que ya nada podía pasar, alguien le tocó el hombro, Danny se giró, era Toni.

Los dos se sentaron en un sofá.

-¿Cómo conseguiste sobrevivir a todos esos presos?- pregunto Danny.

-Tengo suerte… Una pregunta.

-Dime.

-¿Sabes quienes son esos tres tipos que llevan observando mi casa mas de un cuarto de hora?

-No lo se, pero lo que si se es que me han estado siguiendo.

-¿Desde donde?

-Desde la casa de tu amigo Alex.

-Alex…? ¿Tiene un hermano gemelo?

-Si ¿Por?

-Oh oh! Estamos en problemas!

-¿Por, Alex no era tu amigo?

-No, solo es un timador que hace cualquier cosa por un par de euros.

-Entonces ¿Hay que preocuparse por esos tres individuos?

-No, ellos seguramente no nos pueden matar. Alex lo que busca es la recompensa que piden por nosotros y solo la dan si estamos vivos, así que Alex solamente los habrá contratado para detenernos, no para matarnos, pero lo que ellos no saben es que nosotros si que podemos matarles a ellos.

-¿Qué pretendes, que matemos a esos tres tipos nosotros dos solos?

-Nosotros y dos revólveres que guardo en el armario.

Toni se dirigió a su armario y cogió las dos armas, Danny salió por la puerta trasera de la casa y Toni por la delantera. Los tres matones se dirigieron a Toni para detenerle, pero antes de que llegaran, Toni sacó el revolver y les apunto a la cabeza, los matones se detuvieron en el acto. Danny se acercó por detrás, puso en dedo en el gatillo, cerró los ojos y disparo a uno de los matones, Toni disparó al segundo y cogieron al tercero del cuello y se lo partieron como si fuera una ramita de árbol.

Danny y Toni volvieron a entrar en casa y se volvieron a sentar en el mismo sofá, hubo un silencio incomodo asta que Danny le pregunto:

-¿Cómo es que tienes toda la casa quemada?

-¿No te acuerdas?

Danny se sorprendió al oír esa respuesta, ya que Danny nunca había conocido a Toni antes.

-Danny ¿Por qué has venido?

-No sé, supongo que necesito ayuda, soy el hombre mas buscado después de Bin Laden.

-Y quieres que yo te ayude.

-Si.

-Bien, para empezar, hay que encontrar a la persona que te volvió loco, porque una persona no se vuelve loca de un día para otro.

-Mmm… no me acuerdo.

-Haz memoria.

-Mmmm… creo que fue el Dr. Ruiz.

-Bien, tenemos que matar al Dr. Ruiz.

-¿Cómo que matar?

-Piénsalo, si esta muerto, te abras vengado.

Danny pensaba que Toni era un sicópata, y en parte lo era, pero le daba seguridad y eso es lo único que en estos momentos le importaba a Danny.

-Además, el Dr. Ruiz fue quien mató a tu mujer.- Dijo Toni.

-¡¿Mi mujer a muero!?

-Claro, él lo mató.

-Ese cabrón no sale vivo de esta.

-Así me gusta, ya empiezas a pensar como yo.

Capitulo 4.

Danny buscó al Dr. Ruiz en internet, había varias páginas que hablaban de él, pero había una que le llamó la atención: Doctor multimillonario se divorcia de su mujer, antigua modelo de lencería.

Siguió leyendo, y mas a bajo encontró otra noticia que le llamó la atención:

Doctor es detenido por asesinar a 50 pacientes de su hospital con inyecciones, pastillas, etc.

Danny no se lo podía creer, el doctor le intento matar y ahora será él el asesinado. Danny se cambio de ropa, ya que tenia todavía el uniforme del hospital mental, abrió el armario de Toni y saco un pantalón vaquero un poco sucio y una camiseta antigua de NARANJITO.

Toni le pidió a Danny que cuidara de la casa mientras él hacia unos recados, Danny aceptó. Toni salió de la casa y pidió un taxi, le indico a donde le tenía que llevar. Llegaron a un pequeño motel, Toni salió del taxi y busco la habitación numero 204. Llamó a la puerta y un tipo que tenía pinta de ser peligroso abrió la puerta, Toni tomó asiento y dejo un par de billetes de 500 en la mesita, aquel tipo entro en otra habitación y sacó una especie de caja de madera de más o menos unos 50 metros cuadrados, Toni salió de aquella habitación, pero esta vez no tomó un taxi, sino, cogió un carrito de la compra que estaba en el parque del motel y se fue andando.

Toni llegó a su casa, entro, sin hacer ningún ruido dejo la caja en el piso de arriba, abrió el armario, la dejó ahí y bajó.

Cuando Toni bajó descubrió que Danny no estaba allí, pensó que se había ido a su casa así que se sentó a ver la televisión asta que volviera, no ponían nada, solamente programas del corazón, programas que a Toni le ponían nervioso, apagó la tele y se sentó en el rellano a esperarle, pero Danny no aparecía, se puso a leer un libro Papel Mojado, ya que a Toni le gustaban esta clase de novelas. Al ver que habían pasado dos horas y Danny no había vuelto decidió salir a buscarle.

Toni salió de su casa y se fue a casa de Danny, cuando llego miro por la ventana para ver si se veían luces encendidas o cosas por el estilo que indiquen que hay alguien en la casa, pero no vio nada.

Llamó a la puerta y al ver que no abría nadie decidió tirar la puerta al suelo, Toni entro en casa de Danny y lo busco por todas partes, pero no encontró nada. Toni se empezó a preocupar por si alguien lo habría cogido para cobrar la recompensa así que llamo a la policía, pero cuando la policía cogió el teléfono, Toni colgó ya que no podía denunciar una desaparición de una persona que esta buscada por todo el mundo.

Toni volvió a su casa, cogió el teléfono y marcó unos números.

-¿Si?- pregunto una voz muy grabe.

-¿Carles?- pregunto Toni.

-Si soy yo.

-Oye, soy Toni, me podrías hacer otro favor.

-Por supuesto dime.

-Me gustaría que encontraras a Danny Claus.

-¿Danny Claus, el fugitivo?

-Si, el mismo.

-¿Quieres que lo mate?

-No, simplemente tráemelo, ¡Con vida!

-De acuerdo.

-¿Cuánto me costara esta vez?

-Lo mismo, dos billetes de 500.

-Ok, si lo encuentras tráemelo a mi casa y te daré el dinero.

-Vale, adiós.

-Adiós.

Toni, una vez había hecho el trato con Carles cogió la caja que le había comprado a Carles y salió a hacer un recado. Coloco la caja en el carrito y empezó a andar. Se paró delante de una casa, cogió el carrito y lo escondió detrás de unos arbustos, puso la caja delante de aquella casa, llamó al timbre y retrocedió hasta esconderse detrás de los arbustos. No salía nadie de la casa a pesar de que todas las luces estaban encendidas. Toni se volvió a acercar y volvió a llamar al timbre, se escondió en los arbustos y espero. Nadie salía de aquella casa, así que, de nuevo volvió a llamar pero esta vez con las agresividad. La puerta empezó a abrirse con cuidado, y del interior de la casa salió Danny, un poco nervioso miro el paquete y se dispuso a abrirlo.

Capitulo 5.

Continuara…

index-28_1.jpg

Le puede interesar...

  • Utensilios
    Utensilios Ficción Contemporánea por Branden Neeson
    Utensilios
    Utensilios

    Descargas:
    30

    Publicado:
    Jun 2019

    Se ofrece en este libro de Branden Neeson unas singulares historias repletas de suspense, sorpresa y acción. Compuesto por dos lecturas largas, empezaremos la...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle, TXT

  • Por seguir una mirada
    Por seguir una mirada Romance por J. López
    Por seguir una mirada
    Por seguir una mirada

    Descargas:
    102

    Publicado:
    Jun 2019

    La conoció en un viaje y en realidad el viaje comenzó al conocerla. Ella desafió todo lo que él conocía pero la atracción fue mutua...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle, TXT

  • Viaje a la Cuarta Dimensión (piimera parte)
    Viaje a la Cuarta Dimensión (piimera parte) Ciencia Ficción por GLORIA CORRONS DE BONNE
    Viaje a la Cuarta Dimensión (piimera parte)
    Viaje a la Cuarta Dimensión (piimera parte)

    Descargas:
    116

    Publicado:
    Jun 2019

    ...quizás en este momento hubiese una Gloria rejuveneciendo en lugar de estar envejeciendo…. quizás la vida no tenia sin principio ni final, como una película...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle, TXT

  • La fruta que me enamoro
    La fruta que me enamoro Romance por Sebastian Loaiza
    La fruta que me enamoro
    La fruta que me enamoro

    Descargas:
    166

    Publicado:
    Apr 2019

    Ignacio Javier Burbano Williams, es el sub-director de Frutas Sanas S.A. Tiene un accidente con un joven venezolana de procedencia desconocida y su corazon da...

    Formatos: PDF, Epub, Kindle